archivo | 19 septiembre 2011

El pienso felicitario

Cada vez que oigo a un educador defender que el fin principal de la educación es hacer felices a los niños, me entran unas ganas enormes de preguntarle: “¿Y por qué se cree usted con derecho a poner tan bajo el listón de aspiraciones de sus alumnos?”. Decía Goethe que la felicidad es una aspiración […]

Continuar leyendo